Entérate cómo limpiar tu piel sin resecarla

Las personas siempre quieren lo mejor cuando de cuidado y estética de su piel se trata, pero la pregunta que muchos se hacen al momento de limpiarla es saber cuál producto se adapta mejor a nuestras necesidades.

Es importante recordar que la piel es el órgano más grande, versátil y transformable de todos los órganos del cuerpo, es el único que está en contacto con el exterior y nos protege de factores externos (cambios de temperatura, bacterias), además de expulsar el sudor, palpar sensaciones y hacernos lucir radiantes.

La prevención y cuidados son la mejor manera de mantener la piel sana durante mucho más tiempo, pero antes de empezar los cuidados de este importante órgano tenemos que tener en cuenta qué tipo de piel tenemos, ya la aplicación de productos inadecuados podrían ser contraproducentes, ya que le pueden ocasionar cambios en su color o textura, generarle granos o manchas, transformar su textura a áspera o arrugada.

Hoy en día se puede pensar que cualquier barra limpiadora tradicional puede ayudarnos a tal fin, pero estas – en muchas ocasiones-  no nos ayudan a tener una piel hidratada y suave, pues están hechas de grasa animal y otras sustancias químicas que no aportan muchos beneficios a nuestro mayor órgano.

Un dato a tener en cuenta es que las barras limpiadoras convencionales pueden ser causantes de dermatitis (también llamada eccema) un trastorno causado por la inflamación de las capas superiores de la piel que tiene por síntomas comezón, irritación y en ocasiones excoriación (necesidad incontrolable por rascarse).

Como explica el doctor Adrián Morris -experto en trastornos alérgicos de la Sociedad Británica de Alergias e Inmunología Clínica- debido a la dermatitis irritante, la piel se vuelve sensible a algún compuesto durante un período de tiempo y ocurre una reacción alérgica cuando se le vuelve a exponer a ese producto.

Debido a esta problemática, una excelente opción son las barras limpiadoras con aceites naturales como el de coco, palma, palmiste y soya que, además de ser las ideales para las personas que suelen sufrir de dermatitis, alegrías o psoriasis, son vitales para cualquier tipo de piel que necesite mantener su suavidad y lozanía, pues mantienen la piel hidratada y no llevan químicos adicionales, por lo que no generan irritación.

 

Los aceites naturales poseen compuestos volátiles biológicamente activos de formas altamente concentradas, que pueden brindarte beneficios terapéuticos. Algo que se ha comprobado es que los aromas pueden tener una influencia poderosa en nuestro bienestar, llegando a crearse métodos médicos naturistas que trabajan con el olor de los aceites naturales.

Otro dato importantes, es que los mencionados aceites no poseen derivados de petróleo con lo que evitamos la contaminación del medio ambiente.

Por esta razones, poco a poco se ha aumentado la conciencia sobre los beneficios que poseen las barras limpiadoras naturales, las cuales usan  aceites naturales esenciales que aportan un gran beneficio a la piel como elasticidad, suavidad, hidratación y firmeza, además son accesibles para toda la familia y de larga duración en comparación a las barras tradicionales.

Comparte

Leave a Reply

Your email address will not be published.Required fields are marked*